“Periodismo es difundir aquello que alguien no quiere que se sepa, el resto es propaganda. Su función es poner a la vista lo que está oculto, dar testimonio y, por lo tanto, molestar. Tiene fuentes, pero no amigos. Lo que los periodistas pueden ejercer, y a través de ellos la sociedad, es el mero derecho al pataleo, lo más equitativa y documentadamente posible. Criticar todo y a todos. Echar sal en la herida y guijarros en el zapato. Ver y decir el lado malo de cada cosa, que del lado bueno se encarga la oficina de prensa”
Horacio Verbitsky, periodista y escritor argentino

martes, 7 de marzo de 2017

El Grupo de Teatro Alácera puso en escena la obra "Cuñada viene de cuña". Los beneficios se han destinado, como ya es habitual, a la Asociación de Comparsas.

  Paco Grande es el Director de "Alácera" desde sus inicios allá por el año 1979. Hasta entonces, los que hacían teatro eran "Los Campaneros", un singular grupo de amigos dirigidos por Agustín Vila. 

     Los Campaneros eran tres hermanos con mucho ingenio y sentido del humor sobre todo Eladio al que el pintor Perezgil le tenía auténtica admiración. 

 De este grupo formaban parte Eduardo Izquierdo, Gabriel Martinez, Luis Pastor, Jerónimo Grande (el padre de Paco), Antonio Milán, Antonio El Goyo...Perezgil les dedicó varios artículos en el Programa de Fiestas, grupo que se reunía en "La Academia", el chalet de uno de ellos, donde se entregaban a la tertulia alrededor de una gachamiga y buen vino.

 Llevaban mucho tiempo sin subirse al escenario. La última obra que hicieron, según Paco Grande, fue "Su desconsolada esposa". 1979 era año de Elecciones Municipales, las primeras democráticas en las que Pedro Sánchez "el Patillas" le pasaba la vara de mando a Vicente Lillo unos meses después de representarse "Los caciques". 
   ¿Como fue aquello?. Se embromarían -esto es muy frecuente en un grupo de amigos- y decidieron, después de mucho tiempo sin subirse a un escenario, a poner en escena "Los Caciques" de Carlos Arniches ...pero ¡les faltaba gente para aquel proyecto!. Echaron mano de Paco Grande, de Albertos, el Puncha y algunos más. La obra se representó con mucho éxito y significó el nacimiento de  "Alácera", hace 38 años.

    Poner en escena esta obra en 1979 habla a favor del espíritu crítico de Agustín Vila y de los actores que se subieron al escenario, obra con la que Agustín se licenció como Director. Años más tarde, vísperas de otras Elecciones Municipales, Alácera la volvió a representar llenando el patio de butacas de La Sala, el local del Patronato en la calle José Ruíz Ruíz.
Tras aquel curioso nacimiento, "Alácera" ha puesto todos los años en escena una obra coincidiendo con la Semana Cultural Festera destinando lo que se obtiene en taquilla para la Asociación de Comparsas. Bajo la batuta de Paco, la constancia y la generosidad han sido las divisas de este grupo de amantes del teatro.

   Alácera se ha especializado en representar comedias. Paco eligió "Cuñada viene de cuña" hace dos años. Sabe lo que le gusta a la gente y escogen  obras que les gustaría ver. En 1988 pusieron en escena, en el desaparecido cine  "España", La Comedia Poética.

Me decía Paco que "la mayor satisfacción del grupo es hacer pasar a la gente un buen rato y que las carcajadas que te llegan del patio de butacas es la mayor satisfacción. Ha valido la pena el sacrificio de los constantes ensayos desde finales de octubre".
 Dentro de la comedia, se ha escrito mucho sobre el peligro que, dentro de un matrimonio, encierra para un marido su cuñada. En este caso, el peligro lo representa su propia hermana. Mariano (Juan el Puncha), solterón empedernido, cree que al casarse ha conseguido liberarse del dominio de su hermana, pero lo que no sabe es que ha caído entre dos bandos enemigos y que se halla ante un peligroso  "fuego cruzado". Todo marcha bien en el hogar de los hermanos Remi (Fina Amorós) y Mariano hasta que éste se casa y aparece la polémica cuñada.....
   Pocas veces he visto a la gente reírse tan a gusto con una comedia muy bien estructurada y muy bien escrita sobre aspectos tan cotidianos. Pero es que sus autores, Luis Fernández de Sevilla y Luis Tejedor, han tenido el acierto de plasmar, con ironía y fino humor, escenas que en tu entorno las vives, directa o indirectamente, a diario. 

   Destacar la actuación de Juan Bañón  "el Pucha" y de Fina Amoros y resto de actores que bordaron la representación. Destacar también a los que estaban entre bambalinas, como Juan Luis Torres Conejero y Albertos López Albertos, dos consumados actores, y a Beatriz en los temas de peluquería. En esta ocasión, la vestimenta ha sido cosecha propia.
   Echo en falta en este tipo de obras a los jóvenes entre 18 y 25 años que solo llenan el aforo cuando llegan a la localidad conocidos actores de una Telenovela. En esos casos, el lleno esta garantizado. La influencia de la Televisión es extraordinaria. No estaría de más que desde temprana edad, los Colegios potenciaran la afición al Teatro entre los alumnos. 

 Porque, si Los Campaneros en su día encontraron los actores que les faltaban, sospecho que mañana, cuando se jubile Alácera... no tendrán sustitutos. Sé que no le va a gustar la idea. Pero, que una calle de Caudete lleve el nombre de Paco Grande sería una muestra de agradecimiento a tan generosos esfuerzos en la promoción del Teatro. Espero que no me retire el saludo...

































1 comentario:

  1. Discreto, amante de su pueblo, inteligente y excelente persona. Paco Grande es uno de los grandes caudetanos que han hecho y siguen haciendo de forma anónima muchísimo por su pueblo. En lugar de lo que tenemos, podría haber sido un excelente concejal ......

    ResponderEliminar