“Periodismo es difundir aquello que alguien no quiere que se sepa, el resto es propaganda. Su función es poner a la vista lo que está oculto, dar testimonio y, por lo tanto, molestar. Tiene fuentes, pero no amigos. Lo que los periodistas pueden ejercer, y a través de ellos la sociedad, es el mero derecho al pataleo, lo más equitativa y documentadamente posible. Criticar todo y a todos. Echar sal en la herida y guijarros en el zapato. Ver y decir el lado malo de cada cosa, que del lado bueno se encarga la oficina de prensa”
Horacio Verbitsky, periodista y escritor argentino

domingo, 15 de enero de 2017

Del éxito de las sesiones de baile que los fines de semana organiza el Centro Pensionista Caudetano al son de la música de Paco Tecles "el Trompeta" y su mujer Mª Ostolaza.

Anoche me colé en uno de los Salones del Centro de los Pensionistas convertido en pista de Baile donde una veintena de parejas bailaban al son de la música de Paco Tecles Arellano, más conocido por Paco "el Trompeta", y su mujer María Ostolaza Piqueras que canta como los ángeles. 

  Fui a grabar unas canciones de Paco y su mujer para hacer un crónica de esta pareja de músicos. El ambiente....era auténtico, realmente encantador. Con qué soltura se movían las parejas por la pista. Me recordaba cuando hace casi 50 años íbamos a bailar al Picola, al son del grupo Los Kades

Llevando algunas parejas más de medio siglo juntas en lo bueno y lo malo, en las penas y las alegrías... bailaban agarraos, como cuando eran novios. No cabe duda que están chapados a la antigua y no como las parejas de ahora que se casan y a los cuatro días...¡si te he visto no me acuerdo!

 Este tipo de baile me ha recordado mi niñez, cuando mi padre contrataba a Rafael "el Rita" para organizar una sesión de baile el domingo por la tarde en la calle San Joaquin, donde vivíamos. Colocaba al músico con su acordeon encima de una mesa, en un rincón del porche, y todos a bailar...con poca luz. Con que poco eran felices y con que poco se divertían.




No hay comentarios:

Publicar un comentario