“Periodismo es difundir aquello que alguien no quiere que se sepa, el resto es propaganda. Su función es poner a la vista lo que está oculto, dar testimonio y, por lo tanto, molestar. Tiene fuentes, pero no amigos. Lo que los periodistas pueden ejercer, y a través de ellos la sociedad, es el mero derecho al pataleo, lo más equitativa y documentadamente posible. Criticar todo y a todos. Echar sal en la herida y guijarros en el zapato. Ver y decir el lado malo de cada cosa, que del lado bueno se encarga la oficina de prensa”
Horacio Verbitsky, periodista y escritor argentino

sábado, 9 de enero de 2016

Del artístico belén levantado por José Tecles en su casa a pesar de que cada vez se realizan menos.

         Belén es una ciudad palestina en la region de Cisjordanía situada a 9 km de Jerusalén en los montes de Judea. Tambien significa nacimiento, misterio, pesebre o portal que es la representación plástica del nacimiento de Jesucristo que forma parte de la liturgia navideña en la tradición católica. La costumbre de  levantar belenes se ha ido relajando últimamente. Hubo una época, no muy lejana, que había un concurso propiciado por el Ayuntamiento, para ver quien era el caudetano que realizaba el belén más artístico. En la calle San Vicente podíamos admirar uno de los mejores que todos los años realizaban Mª Carmen Puche y su marido Gaspar Sánchez.

    Aunque esta noticia llega un poco tarde, he querido traerles unas fotografías del belén que ha realizado en su casa José Tecles, el Presidente de AGFOVIC, para que conozcan con qué grado de minuciosidad y esmero lo trabaja. Tiene unos 10 m2 de superficie. Es realmente espectacular por su volumen y original por su diseño y, a la vez, muy instructivo por la gran cantidad de figuras, detalles, rincones, calles, oficios, edificios, luces, ríos que tiene...Situado en el centro de la habitación, puede verse desde cualquier ángulo.

     Este aficionado a los belenes me dice que ha empleado cuatro sacos de escayola para levantar todas las viviendas, de estilo árabe, y muchas horas. Podría dedicarse a realizar maquetas de urbanizaciones. Tiene gusto, estilo y mucha paciencia. Se nota que algo le ha debido influir su profesión, mecánico dentista. O tal al revés: realiza dentaduras a partir de la afición a realizar belenes. Me dijo, hace tan solo dos días: "...pásate por mi casa que te lo enseñe antes de desmontarlo". Creánme que ha valido la pena admirar esta obra de arte, ahora que los belenes cada vez tienen menos adeptos.













































No hay comentarios:

Publicar un comentario